Torta de Chocolate y Manteca de Maní

19.1.13



A veces es bueno probar recetas que consideramos las mejores pero no hacemos hace mucho, y ver si todavía son merecedoras del título.
Esta torta de chocolate es lejos mi preferida. Se hace en la procesadora, es tremendamente húmeda y lleva un ingrediente sorpresa que es papa. Ya la hice al principio del blog y creo que el post fue de lo más elocuente en cuánto a lo que me gustó, como pasa siempre que encuentro una receta que me vuela la cabeza.


Hace unos día encontré una papa solitaria y manteca de maní en un potecito en la heladera. Ya me tenía cansada verlo y además estoy en plena limpieza de verano con mi heladera y freezer. Guardo cosas para no tirarlas y al final lo único que logro es tirarlas unas semanas, o meses en el caso del freezer, después.
La manteca de maní es natural, hecha por mí. Tenía un montón de maníes pelados que iban a agarrarlos los bichitos si seguían ahí así que hice esta pasta.


La hice el mismo día que la torta red velvet y la llevé a la casa de una amiga pensando que estaban todos sus hijos, y resultó que se habían ido de vacaciones y ella estaba sola. Imagínense, dos tortas enteras para 3 mujeres que al final terminan comiendo poco porque es verano y todo eso. Se la habrá regalado a algún afortunado vecino.

TORTA DE CHOCOLATE Y PAPA (ver receta)
de la revista Bon Appetit

Cocinar la torta de acuerdo a la receta en un molde de 20x30 cm forrado con papel aluminio para que se desmolde bien.
Cubrir con la mezcla de chocolate y maní.


CUBIERTA DE MANI Y CHOCOLATE

Nota: Si se usa manteca de maní comprada, agregar un poco menos de azúcar

2 tazas manteca de maní natural, a temp ambiente (ver receta abajo)
100g chocolate semi amargo, derretido
½ taza azúcar impalpable
2 o 3 Cdas crema

Batir en un bowl la manteca de maní con el chocolate hasta unir bien. Ir agregando azúcar  y después la crema hasta que quede con consistencia fácil de esparcir. Se puede agregar más azúcar si se quiere más dulce y crema si se quiere más líquido.

Para hacer manteca de maní: simplemente hay que poner maní en la procesadora con la cuchilla, y procesar por unos cuantos minutos hasta que se convierte en una pasta. Se le puede agregar un hilito de aceite si queda muy seco. Pero los maníes son muy grasosos y eventualmente largan su propio aceite. Queda más rústica, no tan lisa como la comprada. Yo no le agrego azúcar ni miel ni glucosa, pero también se puede. Y dura en la heladera mucho, mucho tiempo. Yo creo que estuvo un par de meses dando vueltas por la mía.


5 comentarios:

Me encanta que me dejen comentarios! Gracias!
Para recibir las respuestas a sus comentarios, cliqueen en donde dice `suscripcion por correo electrónico´ abajo.

Proudly designed by Mlekoshi playground
09 10